HISTORIA DEL SIGLO XX, Por María Dolores Béjar

HISTORIA DEL SIGLO XX 
Por María Dolores Béjar 
Siglo XXI
464 páginas

Condensar la historia de un siglo, y nada menos que la del siglo XX, es una tarea titánica, que el afán didáctico de María Dolores Béjar logró cumplir con creces. En una obra que se deja leer con facilidad, la autora despliega las historias de Europa, América, Asia, África y Oceanía, con un eje conductor manifiesto: la periodización toma como referentes los países capitalistas desarrollados. Béjar debió tomar esa decisión para darle una continuidad al relato que, de otro modo, habría sido caótico.

Historia del siglo XX se abre con la era del imperialismo, es decir que muerde los finales del siglo XIX para dar un antecedente a lo que sería el principio del nuevo siglo hasta la Primera Guerra Mundial y la Revolución Rusa, consideradas por algunos historiadores el verdadero nacimiento del siglo. Béjar balancea en un capítulo la historia de la Gran Guerra y los acontecimientos que sacudieron a Rusia desde 1905 hasta 1917 para dedicar después su atención al período del llamado “comunismo de guerra” y, finalmente, la formación de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS). Cierra esa parte con la oleada revolucionaria que se extendió por diversos países, contagiados por el entusiasmo que despertó la Revolución Rusa e impulsados por la creación de la Internacional Comunista.

El período de entreguerras es desarrollado por la autora con amplitud temática y geográfica, ya que no sólo toma la historia de los países centrales sino que también enfoca el mundo colonial, que durante esa época sufre cambios notorios, desde la India hasta China. En este capítulo muestra cómo se deteriora la economía global, con la culminación en la gran depresión de 1929 y sus secuelas políticas en Europa, con el auge del fascismo y del nazismo. El final del capítulo está dedicado a América latina, con miradas hacia la Revolución Mexicana, la aparición de dictaduras feroces en América central y la repercusión de los procesos europeos en América y, en especial, el impacto de la Guerra Civil Española.

A la Segunda Guerra Mundial, la autora le dedica amplia atención en todos los frentes, tanto a los procesos que la antecedieron como al desarrollo de las acciones bélicas. Apunta información sobre la denominada “solución final” de los nazis sobre pueblos sojuzgados y se refiere a los acuerdos y desacuerdos entre los aliados hacia el fin de la guerra, lo que desencadenaría finalmente la Guerra Fría entre la URSS y las potencias occidentales. Época en la cual estalló la guerra de Corea entre un sector norte dominado por los comunistas y una región sur con presencia estadounidense.

Béjar describe asimismo la crisis de los imperios coloniales y los procesos independentistas en diversos lugares del mundo, que llevaron a la creación de la figura del Tercer Mundo, un conjunto de países no alineados con ninguno de los dos grandes bloques en pugna. Fue un primer período marcado por la distensión entre el bloque soviético y los países occidentales, que se enrareció ante la oleada de revoluciones de izquierda en los países antes sometidos por las potencias europeas. Este período es denominado por la autora como la segunda Guerra Fría, durante la cual tuvo lugar la guerra de Vietnam, que significó un duro golpe para Estados Unidos.

Esa segunda Guerra Fría tuvo su fin con los acuerdos entre las dos superpotencias, representadas por Ronald Reagan y Mijail Gorbachov, que establecieron el comienzo de un desarme nuclear progresivo y el fin del Pacto de Varsovia, que agrupaba militarmente a los países del bloque soviético como consecuencia de la caída del Muro de Berlín. “El mundo -dice la autora- volvía a ser capitalista, y el capitalismo era cada vez más global.”A partir de allí, Béjar analiza los años dorados del capitalismo, la creación de la Comunidad Económica Europea y su continuación como Unión Europea, el proceso de desestalinización en la URSS y los procesos internos en China, que tuvieron en vilo a ese enorme país durante largo tiempo.

La obra finaliza con el 11 de septiembre de 2001 y los procesos terroristas en el territorio del islam. “Al momento de concluir este libro -dice la autora- el panorama es muy incierto”, una consideración muy apropiada cuando el historiador se acerca tanto al presente

El libro cuenta con un anexo muy completo, donde hay mapas comparativos y cuadros que muestran la situación actual y el pasado de diferentes territorios que fueron colonias y ahora son naciones independientes. A lo largo del libro hay recuadros que explican una situación, o describen un personaje o una serie de hechos, lo cual aporta al propósito didáctico de la obra. La bibliografía no se limita sólo a textos, sino que también sugiere películas que se refieren a los temas tratados en cada capítulo.

Julio Orione en La Nación

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s